El futuro es de quienes sepan aprovechar el poder de los datos.

En la era digital, donde la información fluye como un río caudaloso, gobernar con datos se convierte en una necesidad imperante. No se trata solo de una tendencia pasajera, sino de una nueva forma de gobernar que exige un cambio cultural en la gestión pública.

Gobernar con datos, es de vital importancia debido a su capacidad para impulsar el desarrollo sostenible y la eficiencia en la administración pública. Al utilizar datos precisos y actualizados, los gobernantes pueden tomar decisiones informadas que aborden las necesidades específicas de la comunidad, optimicen la asignación de recursos y promuevan la transparencia en la gestión gubernamental. Además, el enfoque basado en datos facilita la identificación de problemas prioritarios, la evaluación de políticas y programas, y el seguimiento del progreso hacia metas predefinidas, lo que conduce a una mejor calidad de vida para los ciudadanos y al fortalecimiento de la democracia en las regiones.

En la pasada cumbre de mandatarios electos en Chiquinquirá, Boyacá, La directora ejecutiva de Colombia Líder en asocio con la Fundación Bolívar Davivienda, Konrad-Adenauer-Stiftung (KAS), entre otros… Karem Labrador Araújo, realizó 3 recomendaciones a los nuevos mandatarios electos.

  1. Tomar decisiones a partir de los datos.
  2. Gestión del riesgo.
  3. Trabajar de manera articulada.

¿Por qué es tan importante gobernar con datos?

Los datos son la materia prima de la toma de decisiones inteligente. Permiten a los gobiernos:

  • Comprender mejor las necesidades de la población: Los datos socioeconómicos, demográficos, y de salud, entre otros, ofrecen una radiografía precisa de la realidad social, permitiendo identificar las problemáticas más urgentes y los grupos más vulnerables.
  • Evaluar la eficacia de las políticas públicas: Medir el impacto de las políticas públicas en la vida de las personas es fundamental para determinar su éxito o fracaso, y realizar los ajustes necesarios para optimizar su rendimiento.
  • Combatir la corrupción y la ineficiencia: La transparencia que aporta el uso de datos facilita la detección de irregularidades y la mejora de la gestión pública.
  • Promover la participación ciudadana: Los datos pueden ser utilizados para informar a la población sobre las decisiones que se toman, y para abrir espacios de participación en la gestión pública.

En todo el mundo, existen ejemplos de gobiernos que han logrado avances significativos gracias al uso de datos. En Estonia, por ejemplo, se ha implementado un sistema de gobierno digital que ha permitido mejorar la eficiencia de la administración pública y aumentar la satisfacción de los ciudadanos. En Colombia, durante el periodo 2016 – 2019 el municipio de Floridablanca en Santander fue galardonado con el premio a la reducción de la pobreza extrema de Colombia Lider por entre otras razones gobernar a partir de los datos.

Sergio Martínez Alto consejero TIC, Alcaldía de Bogotá, Felipe Álvarez Ex-Asesor TIC, Floridablanca Santander, Enzo Le Fevre, Digital Services Manager, Unión Europea, Bárbara Ubaldi, Lider de Gobierno abierto y Gobierno Digital OCDE

Las tecnologías digitales constituyen una herramienta primordial para el diseño y la provisión de soluciones a los problemas que se identifiquen en la etapa de formulación de política pública. A su vez, las soluciones tecnológicas provistas pueden tener impactos importantes y profundos tanto en el gobierno como en la sociedad. Por este motivo, y en apoyo a los esfuerzos para asegurar la coherencia de políticas, es necesario que las tecnologías digitales se usen como una parte integral de las estrategias de modernización llevadas a cabo en los diferentes sectores y niveles gubernamentales (OECD, 2014). En relación con esto, la OCDE emitió recomendaciones a los municipios Colombianos a partir de la experiencia de Floridablanca en el departamento de Santander, abierto a consulta en el siguiente enlace.

Desafíos para gobernar con datos:

Sin embargo, existen también desafíos que deben ser superados para lograr una efectiva gobernanza basada en datos. Entre ellos se encuentran:

  • Acceso a la información: No siempre es fácil obtener datos confiables y actualizados.
  • Capacidad analítica: Se necesitan profesionales con las habilidades necesarias para analizar e interpretar los datos.
  • Cultura de datos: Es necesario fomentar una cultura de apertura y transparencia en el uso de datos.
  • Marco legal: Es necesario contar con un marco legal que regule la recolección, almacenamiento y uso de datos.

Gobernar con datos es una responsabilidad que no solo recae en los gobiernos, sino también en la sociedad civil, el sector privado y la academia. Todos tenemos un papel que jugar en la construcción de un futuro más próspero y equitativo, donde los datos sean utilizados para el bien común.

La gobernanza basada en datos es una herramienta poderosa para mejorar la calidad de vida de las personas. Es hora de que los gobiernos, la sociedad civil y el sector privado se unan en este esfuerzo por construir un futuro mejor para todos.

Recuerda:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comments (

)